¿Su hijo(a) está tomando grogas?

Si usted sospecha que su hijo(a) está usando drogas, deberá de hablar abiertamente sobre el tema, evitando acusar directamente, cuándo él o ella esté sobrio(a) y usted esté calmado(a). De ésta manera le mostrará a su hijo(a) que lo más importante para usted es su bienestar y que aún le(a) quiere mucho, pero que le preocupa mucho lo que se está haciendo a sí mismo(a). El abuso de las drogas sucede en familias de cualquier origen económico y social, en hogares alegres y no alegres.

El primer paso para lograr la recuperación de una vida sana es tomarse el tiempo para hablar abiertamente sobre el problema, sin rechazos. Es sumamente importante encontrar a un consejero de salud mental certificado, con experiencia con jóvenes y en el tratamiento del abuso de sustancias ilegales. Reuniones con consejeros escolares y/o con su médico familiar le pueden ayudar con el respaldo y la asistencia que necesita su hijo(a) y su familia.

Es muy importante que tome en cuenta que cuanto antes intervenga, antes se recuperará su hijo(a).

Share