<!--:es-->Paulina Rubio ayuda a niños con necesidades especiales<!--:-->

Paulina Rubio ayuda a niños con necesidades especiales


MIAMI, ESTADOS UNIDOS .- Paulina Rubio usa todo su poder de convocatoria para apoyar en Miami un centro de cuidado para pacientes jóvenes con necesidades especiales.

La cantante mexicana explicó que a través de su fundación Paulina & Friends ayuda a diferentes organizaciones con casi siempre las mismas necesidades.

«Te das cuenta que puedes hacer mucho por niños que tienen muchísimos problemas y enfermedades. Y lo hago porque creo que tengo una convocatoria fuerte y creo que es el momento para invitar a toda la gente para que ayude aquí», añadió la artista que hace poco más de un mes dio a luz a su primer hijo, Andrea Nicolás.

Paulina & Friends se formalizó el pasado verano cuando la cantante realizó en Miami un concierto de caridad junto a sus colegas Miguel Bosé, Luis Fonsi, Aleks Syntek, Noel Schajris, Reik y Fanny Lu.

La «chica dorada» comentó que la idea de organizar su fundación y ayudar a niños con necesidades especiales nació en el mismo momento en que estaba planeando tener una familia.

Este miércoles Rubio visitó Golden Glades Baby House, institución que atiende a niños que sufren de parálisis cerebral, espina bífida, epilepsia, y VIH y a la que su fundación proveerá, junto con la compañía Tropical Tile and Marble, unos nuevos baños.

Durante la visita, la cantante expresó su apoyo y compartió con los doce adolescentes que residen en el centro que abrió sus puertas hace 30 años.

Carol Montiel, directora del centro, aprovechó la oportunidad para manifestar que los recortes presupuestarios estatales y federales han afectado la institución, parte de United Cerebral Palsy del Sur de la Florida, que ayuda a más de mil 300 niños. «Estamos en una crisis», dijo.

Además de tener que recortar personal, el centro ha pedido la donación del público para mejorar los equipos, el espacio y los materiales que día a día requieren estos pacientes para sus terapias.

Según una de las enfermeras de la institución, el costo anual por paciente asciende a 200 mil dólares.

Algunos de los jóvenes son huérfanos y otros no cuentan con los recursos idóneos para vivir en su hogar, como es el caso de Kenny Kenneth, de 16 años, quien se comunica por medio de un computador.

Las personas interesadas en ayudar económicamente al centro pueden hacer su donativo en la página de Internet http://www.ucpsouthflorida.org/.

«Navidad es un momento donde la gente esta más sensible y nostálgica y creo que es un buen momento para aportar», dijo Rubio, quien celebrará estas fiestas con su familia.

Share