<!--:es-->MUERE RAUL VELAZCO<!--:-->

MUERE RAUL VELAZCO

El presentador mexicano Raúl Velasco, fallecido este domingo a los 73 años por complicaciones en el corazón y el hígado, recibió hoy un masivo homenaje de cuerpo presente en el Panteón Francés de Ciudad de México.

El féretro con los restos del presentador del extinto programa «Siempre en Domingo» (1969-1998) fue velado este domingo en la intimidad de su casa del residencial barrio de Polanco, lugar en el que falleció, y a las 9 de la mañana de hoy fue trasladado al Panteón.

Raúl Velasco hijo señaló a la prensa que su padre «se fue con gran tranquilidad y rodeado de mucho amor», acompañado de sus seres queridos.

Por esta razón, dijo que tanto él como el resto de integrantes de la familia están tranquilos, aunque admitió que «un hijo jamás va a estar preparado para la muerte de su padre».

Señaló también que las expresiones de cariño de la comunidad artística, no sólo de México sino de otros países, han sido numerosas e inmediatas.

Entre ellas, destacó la del cantante español Julio Iglesias que llamó el domingo para darles el pésame «y estaba muy afectado por lo sucedido», igual que el puertorriqueño Chayanne.

Al Panteón Francés llegaron en el transcurso de la mañana cientos de ciudadanos para darle el último adiós al presentador de «Siempre en Domingo», algunos le llevaron flores y otros incluso lloraron frente al féretro.

También acudieron los cantantes mexicanos Alejandro Fernández, Emmanuel, Pedro Fernández, la actriz Angélica María, y los periodistas Jacobo Zabludovsky y Gloria Calzada.

Productores de Televisa como Luis Mario Santoscoy y Luis de Llano, y un gran número de comunicadores del país y de distintas partes de Latinoamérica se aproximaron también al lugar.

Está previsto que hoy por la tarde se celebre en el Panteón una misa de cuerpo presente, previa a la cremación del cuerpo.

Las cenizas serán trasladadas el martes a la Basílica de Guadalupe, donde se realizará otra ceremonia religiosa.

Raúl Velasco falleció en su domicilio en compañía de su familia, con la que se había reunido para presenciar por televisión la transmisión del homenaje que le rindieron hace un mes en Acapulco (suroeste) varios artistas.

Como un triste presagio de su muerte, el espacio televisivo fue programado para el mismo día y a la misma hora que solía transmitirse el programa que durante 29 años lo convirtió en uno de los presentadores más populares de México y Latinoamérica.

Share