<!--:es-->Miss America Latina<!--:-->

Miss America Latina

El Certamen MISS AMERICA LATINA fue creado con el propósito de unir en un solo evento a las mujeres latinoamericanas para fomentar la hermandad entre las naciones e incentivar la superación intelectual y profesional de las participantes. Las metas e ideales del certamen se mantienen hasta la fecha: destacar los valores de la mujer latinoamericana y sus esfuerzos de desarrollo por medio de los estudios superiores, a la vez de colaborar con obras benéficas y la fomentación del turismo.

El Certamen Miss América Latina se inició en 1981 como una competencia local entre jóvenes latinoamericanas para seleccionar la representante de Miami a un concurso en México. Al segundo año el entusiasmo por esta competencia aumentó al punto de que periodistas de Panamá, Colombia y Venezuela fueron atraídos al evento, diseminando reportajes a sus respectivos países. También se incrementó la promoción del Certamen directamente para mayor entusiasmo y participación del público, y se realizaron visitas oficiales al exterior por la titular del Certamen.

La idea de convertir este evento en una verdadera competencia internacional surgió a raíz del entusiasmo manifestado sobre Miami como sede de un certamen latinoamericano y en 1983 nace el nuevo título de «Miss América Latina» para abarcar las actuales dimensiones internacionales adquiridas por éste Certamen. El certamen anual de Miss América Latina se estableció de forma permanente en Miami, la «Puerta de las Américas», y se ofrecieron franquicias a nivel continental para enviar representantes a la competencia internacional. Estados de la unión norteamericana y países de América Latina participaron desde el comienzo en esta nueva red de certámenes con un total de 15 delegadas, cuyo número al siguiente año aumentó a 29.

Prueba del impacto y la importancia alcanzada por Miss América Latina en el ámbito de los certámenes internacionales fue el interés expresado por los países de Latinoamérica en ser anfitriones para este evento. Como resultado, y buscando mayor identificación en los países participantes, el VI Certamen Miss América Latina se realizó en Costa Rica en 1986 y se televisó a un público internacional de más de 170 millones. Este ya prestigioso evento obtuvo una exitosa nueva dimensión con su primera producción fuera de los Estados Unidos.

El año 1986 marcó también la separación oficial del certamen nacional de USA de la competencia internacional. Delegadas de los estados con mayor población hispana en los Estados Unidos, que inicialmente participaban conjuntamente con las delegadas de los países latinoamericanos por conquistar el título de «Miss América Latina», compitieron por primera vez entre sí por el derecho de representar a la población latina de EE.UU. en la competencia internacional. A la misma vez, una experiencia educacional y cultura única fue disfrutada por todos en general con la participación de las candidatas estadounidenses en el Evento Internacional en Costa Rica.

Una nueva dimension para el Certamen Miss América Latina surge a partir del año 2002, cuando se abre la participación a todo el planeta para que tenga representación con delegadas latinas residenciadas o nacidas en cualquier país, como lo vino haciendo Estados Unidos desde un principio. La elección aparte de Miss Latina Europa se incorpora al evento de Miss America Latina en 2005.

Además de Miami, Florida, USA de 1981 a 1985, y San José y Playa Tambor, Costa Rica en 1986 y 2002, respectivamente, Miss América Latina ha tenido sede en Santa Cruz, Bolivia en 1987; Hermosillo, Sonora y Cancún, México en 1989 y 2003, respectivamente; San Salvador y Costa del Sol, El Salvador en 1990 y 1998, respectivamente; Buenos Aires, Argentina en 1991; Guayaquil, Ecuador en 1992 y 1994; Ciudad Guatemala, Guatemala en 1993 y 1999; Lima, Perú en 1996; Playa Montelimar, Nicaragua en 2000, y Bávaro Beach (Punta Cana), Republica Dominicana en 2001 y 2004, habiendo así recorrido los escenarios de Norte, Centro y Sudamérica.

Desde el año 2000 la Organización Miss América Latina trabaja con la cadena mundial española de hoteles Barceló Hotels & Resorts, oficialmente “La Casa de Miss América Latina”.

No hubo elección en 1995 debido a una inesperada crisis nacional en el país anfitrión que obligó su cancelación a último momento. Para el XV Certamen Miss América Latina se intentó establecer nuevas fechas en el primer semestre del año como se quiso hacer en México en 1989, en vez de sus fechas tradicionales a finales del segundo semestre, por lo que se dejó pasar el año 1997 sin cambio de corona. En 1999 se comenzó a definir el reinado de la titular electa a finales de año, con el año siguiente al de su elección.

Share