Cómo influye el ejercicio en nuestro cuerpo

No es necesario realizar una actividad física en particular para obtener grandes beneficios; cualquier cosa que te mantenga en movimiento: unos cuántos minutos de forma continua al día y acelerar un poco tus pulsaciones de seguro resultará favorable para tu cuerpo y bienestar integral.

Actividad física y su contribución al cuerpo

No importa el motivo por el cuál hagas ejercicio, puede que desees perder kilos o que quieras tonificar o construir músculos, da igual: puedes obtener todo esto y más. Todo aquello que te sacuda y aleje del sedentarismo será bueno para prevenir afecciones del corazón entre otras, como la tensión alta, artritis y hasta algunos tipos de cáncer. La flexibilidad de tu cuerpo se ve incrementada considerablemente.

Quizá te haya sucedido de estar un buen tiempo inactiva y de pronto al volver a ponerte en marcha, y al ejercitar tu cuerpo hayas notado el cambio que se produce en este, haciendo que tus músculos y huesos se perciban más elásticos a la vez que resistentes. Por otra parte, no es un secreto que la gente
que se mantiene vital y activa ¡corre el atractivo riesgo de vivir más años!

El ejercicio como antidepresivo natural
Al realizar actividad física, muchos mecanismos se ponen en marcha en nuestro cuerpo, uno de ellos es el que libera endorfinas; estas son las encargadas de hacernos sentir bien y de buen humor; además, cuando te ejercitas sudas toxinas, favoreciendo la eliminación de sustancias químicas que pudieran estar almacenadas en el cuerpo y que, por otra parte, contribuyen con los estados depresivos.

Mejora tu autoestima
Si alguna vez has hecho ejercicio con el objetivo de bajar de peso o tener más músculo, seguro que tras conseguirlo te has sentido mejor que nunca. Es una forma perfecta para empoderarnos, sentir que podemos lograr lo que nos proponemos y además, vernos más atractivos por fuera, lo que indirectamente hace que a nivel mental estemos más positivos.

Otras contribuciones que hace el ejercicio a tu vida
Además de beneficiarte a nivel mental, emocional, y físico, hacer ejercicio te aporta más energía, mejora tu vida sexual, oxigena la sangre haciendo que puedas respirar más profundamente y mejor.

Share