<!--:es-->Cher vuelve por sus fueros en una película llena de glamour<!--:-->

Cher vuelve por sus fueros en una película llena de glamour

Extravagante y siempre controvertida, Cher ha logrado convertirse en una de las artistas más reconocidas con una trayectoria de 43 años, en la que ha incursionado en varias facetas, ya sea como estrella pop, madre y esposa, figura de la televisión, cantante residente en Las Vegas o como actriz ganadora de un Oscar.

Nacida bajo el nombre de Cherilyn Sarkisian, nació en Califonia en el seno de una familia de origen armenio; llegó a la fama formando parte del dúo musical Sonny & Cher, junto con su ex esposo Sonny Bono. De esa relación nació la hoy militante gay Chastity, y de su matrimonio efímero con el roquero Greg Allman, su hijo Elijah.

A sus 64 años, la intérprete de éxitos como “I got you, babe” y “Believe” sigue acaparando la atención con su presencia, ya que no para de reinventarse en parte gracias al bisturí y su propensión a las cirugías estéticas, y porque tampoco está dispuesta a abandonar los escenarios.

Intensa y compasiva

Ahora Cher está de regreso en la pantalla grande con la cinta Noches de encanto (Burlesque), dirigida por Steve Antin, y que marca el debut en la actuación de la cantante Christina Aguilera, en el papel de una chica pueblerina que llega a Los Ángeles buscando fama y fortuna como cantante, y queda fascinada al adentrarse al mundo del espectáculo de burlesque, que descubre en un club de cuya dueña es Cher.

Cher es Tess, la dura pero compasiva propietaria de un exclusivo club de variedades, donde la música, el baile y las luces se conjugan para dar por resultado espectáculos asombrosos.

La actriz comenta sobre su personaje en entrevista difundida por la distribuidora de la cinta: “Su sueño era construir este club y también es su familia. Por ello, si pierde el club, lo pierde todo. Es el lugar al que acuden cada noche. El lugar donde cuida a sus chicas, donde se siente importante y necesaria.

Además, Tess ama el arte que interpretan ahí. Cuando entras al club es mágico, entiendes lo que digo, ¿no?, Al momento de entrar al club sientes la magia; además ella tiene a las chicas y tiene un propósito, todos trabajan juntos, como en un circo, para hacer arte. Esto significa tanto en su vida que, si lo pierde, sería devastador, más que sólo perder un trabajo”.

Buena química con Christina

Cher, quien tras su separarse de Sonny Bono en 1974 emprendió una exitosa carrera como solista, se dedicó a la actuación, que le llevó a participar junto con Meryl Streep y Kurt Russell en la película dramática Silkwood, dirigida por Mike Nichols, donde interpreta a una lesbiana y por la que obtuvo una nominación al Oscar como Mejor Actriz Secundaria. Sobre su relación con Christina Aguilera comenta: “Entablamos una clase de relación parecida a la que Meryl (Streep) y yo tuvimos en Silkwood. En verdad le digo las mismas cosas a ella, pues sabía que estaba nerviosa y asustada, también sentí que no sabía qué esperar de mí. Así que sólo le dije: ‘te voy a respaldar. No te preocupes de nada. No voy a opacarte en el escenario. Te voy a ayudar. Ese será mi principal objetivo’”.

Es la propia Christina Aguilera, quien interpreta el papel de Ali, que habla sobres su experiencia de haber trabajado con Cher. “¡Imagínate decirle hola a una ganadora del Oscar! Quiero decir, no podría haber tenido una maestra mejor. Ella me inspiró, desde el primer día se me acercó con los brazos abiertos y eso significó el mundo entero para mí, pues era la primera vez que actuaba, mi primera película.

“El apoyo que me dio fue fundamental, muchas veces nos sentábamos en un sofá a un lado de la habitación y pasaban las horas, hasta que nos decían: ‘Bien, ya han hablado demasiado por hoy. Debemos hacer esta toma. Ya es la una de la mañana’. Fue natural vincularme con ella , pues no dice una palabra que no sea genuina”.

Share